¿Qué es y para qué sirve el GPS?

El GPS de un teléfono móvil tiene el objetivo de mostrarnos en tiempo real y con una excelente precisión, nuestra situación en el momento actual.

GPS hace referencia a Global Positioning System, o lo que es lo mismo, Sistema de Posicionamiento Global. Su llegada a los teléfonos móviles supuso toda una revolución, ya que permitía disfrutar desde el propio dispositivo de un sistema que nos permite conocer en todo momento la situación de cualquier objeto en toda la tierra, con una altísima precisión de hasta 10 centímetros. A día de hoy la gran mayoría de smartphones de última generación llevan un sistema GPS instalado, que funciona a través de una red compuesta por un total de 24 satélites situados a 20.200 kilómetros de altura y con una trayectoria sincronizada para garantizar que cubrirán toda la superficie terrestre. Realmente útil, te permite llegar a cualquier lugar sin ni siquiera conocer dónde está situado, simplemente con mirar la pantalla de tu dispositivo.

¡Hola! ¡Qué necesitas!